Otoplastia sin cirugía: Precio y Opiniones

Existen varias formas de realizar una otoplatia sin cirugía, algunas como usar pegamento son un poco  bizarras, pero cuando hablamos de otoplastia sin cirugía todo el mundo piensa en la otoplastia con hilos tensores.

0

La otoplastia con hilos tensores sí que requiere de una cirugía, pero es mínima, ya que se hace con anestesia general, y sólo se hacen unas pequeñas incisiones. Este procedimiento dura menos de una hora, y el paciente se puede ir de inmediato a su casa.

Para realizarla, se hacen unas incisiones detrás de las orejas y se ponen unos hilos, los cuales llevan a la oreja a su posición correcta. Se eliminan así las orejas de soplillo de forma definitiva, aunque la operación es reversible, y si al paciente no le gusta como ha quedado, se retiran los hilos y la oreja vuelve a su posición natural, a diferencia de lo que ocurre con una otoplastia clásica.

Las opiniones de las personas que se han operado son positivas, aunque muchos coinciden en las molestias que duran hasta 6 meses después de la operación, las cuales consisten en picor, enrojecimiento de ambos pabellones auriculares, y algo de dolor cuando se apoyan en la almohada para dormir. Parece que las molestias van remitiendo poco a poco, hasta desaparecer por completo.

No nos queda más que hablar del precio. Como siempre, hay variaciones, pero la media está en los 3.000€ si el doctor que hace la operación tiene experiencia y obtiene buenos resultados.

El precio es una estimación, y es posible que en vuestra ciudad sea mucho más bajo o incluso más alto. Lo que sí os recomendaría, es que pidieseis referencias en foros sobre algún cirujano conocido, ya que parece que aunque la otoplastia sin cirugía parece fácil, no lo es tanto obtener un buen resultado al colocar ambas orejas en su nueva posición.

 

Buscar al mejor cirujano plástico de